Rusia 2018 - El Tri a días del mundial no genera emoción | LandingMX

Saturday, December 15, 2018
Deportes

El Tri a días del mundial no genera emoción

>Rafael Jiménez Rafael Jiménez
junio 06, 2018

El mundial de Rusia ya está a la vuelta de la esquina, las selecciones se preparan de la mejor forma para llegar a la justa mundialista en el mejor nivel. Hoy en muchas partes del mundo se espera con ansias que ya dé inicio el torneo más importante del futbol mundial, países como España, Francia, Brasil, Alemania, Perú, que regresa a un mundial desde 1986, Panamá que asiste a su primer mundial al igual que Islandia, están con la algarabía mundialista. No es el caso en México con El Tri.

Pero en Rusia y México las cosas son muy diferentes, el anfitrión no ha tenido la respuesta que ellos esperaban, sus problemas políticos, su política de seguridad, lo restringido que es el país, un Vladimir Putin envuelto en temas escabrosos con otros dirigentes mundiales y un equipo ruso que no convence a nadie en su forma de jugar. En los últimos juegos su desempeño ha generado más dudas, pocas veces se ha visto que el anfitrión este tan apagado y desangelado.

El Tri

 

En nuestro país se vive de forma similar, México no atraviesa por su mejor momento, la inseguridad, la violencia, una economía inestable, desempleo, el sismo del 19 de septiembre sigue teniendo secuelas muy graves, no se ha brindado el apoyo que se había prometido, malos salarios para muchas horas de jornada laboral, gobernantes cínicos, injusticias, una sociedad enojada, frustrada, un sistema educativo deficiente al igual que el judicial, han hecho que la sociedad mexicana no esté tan involucrada con la selección y el mundial.

El Tri

 

México ocupa el segundo lugar de asistentes a los mundiales, solo detrás de Brasil, cada 4 años la afición mexicana se hace presente en el Mundial, no importando la distancia o lo que haya que gastar, los mexicanos siempre están apoyando al seleccionado mexicano sea donde éste juegue. México desde 1994 ha asistido a todos los mundiales, siempre ha pasado de la primera fase y en octavos ha sido eliminado, por lo que el devoto seguidor del Tri sin importar los resultados, acude apoyar a la selección mexicana para darse cuenta que la selección está estancada.

Si hay un tema que se habla en este país todo el tiempo, es de futbol, para el mundial de México 86, tenía 5 años, por lo que solo recuerdo la alegría, las banderas verdes y la canción que los jugadores entonaban: “El Equipo Tricolor”, solo tengo eso en mi mente, para Italia 90, México no asistió por un tema de cachirules, ya que la selección de fútbol sub-20, alineó a propósito a, por lo menos, cuatro jugadores que sobrepasaban la edad reglamentaria mientras competía en las eliminatorias para clasificar a la Copa Mundial de Fútbol Juvenil de 1989.Por lo que mi recuerdo es la eliminación de España a manos de Yugoslavia, recuerdo que hice berrinche y lloré, supongo que por el idioma y que Hugo Sánchez jugaba en el Real Madrid.

El Tri

 

Para 1994 ya sentía el futbol, México venia de jugar la final de la Copa América y recuerdo el ambiente que se vivía en el país era positivo, la emoción de los juegos era gigantesca, la eliminación de México en penales contra Bulgaria pegó mucho en el ánimo. En Francia 98, que para mi gusto es la mejor selección que he visto, recuerdo que los días que jugaba la selección no había gente en la calle, los días previos ya se sentía el ambiente, en tiendas, bares, en la calle, cada uno de los juegos fueron de alarido, y el Tri tuvo la oportunidad de pasar a cuartos, pero, nuevamente el mal manejo de partido, la mentalidad y errores puntales llevaron a México a la eliminación a manos de Alemania.

El Tri

 

Para el mundial de Corea-Japón 2002, se vivía un ambiente similar al de hoy, México no pasaba por el mejor momento, estuvo a punto de la eliminación, tuvo que venir Javier Aguirre a sacar las papas del fuego y clasificar a México al mundial, donde tuvo una actuación sobresaliente, quedo en primer lugar del grupo, le ganó a Croacia, a Ecuador y empató con Italia con aquel golazo de Jared Borguetti, para los octavos de final, Estados Unidos fue el verdugo de México.

Alemania 2006, con Ricardo Lavolpe se tuvo una eliminatoria perfecta, el ambiente era bueno previo al mundial, el torneo no fue tan bueno, y Argentina con un gol de Maxi Rodríguez en tiempos extra, regresó a México a casa.

Para Alemania 2010, empezaba el viacrucis en las eliminatorias, México antes del mundial que organizaron los bávaros, el Tri tuvo 4 técnicos antes que Javier Aguirre tomara nuevamente a la selección y la clasificara una vez más en la última instancia de la eliminatoria, no había un ambiente mundialista, se respiraba un aire de desconfianza, y así fue, para los octavos de final, Argentina dio repasón a la selección con un marcador de 3-1, sin duda, un mundial muy mediocre.

 

Para Brasil 2014, la emoción tenía que haber sido mágica, se iba a jugar el mundial en la tierra de los grandes cracs, del pentacampeón del futbol, de uno de los países más pamboleros que hay, y las eliminatorias fueron de terror, cambiaban de DT de partido a partido, José Manuel de la Torre, se fue muy mal, lo suplieron Luis Fernando Tena y Vucetich, que no lograron que la selección jugara mejor, así que con la ayuda de Estados Unidos y Miguel Herrera, México jugó el mundial, jugando bien.

En la etapa de grupos, le ganó a Croacia con autoridad, a Camerún con apenas un gol y con Brasil empató en su casa, había fe de que este sería el mundial de México, pero en octavos otra vez fueron eliminados, esta vez por Holanda, lo mismo de siempre.

Para este mundial, la selección pasó las eliminatorias caminando, pero sin jugar nada bien, el D.T. Juan Carlos Osorio y su idea futbolística no convencía a nadie, se respiraba un aire de desconfianza y de poco entendimiento hacia la selección. La Copa América, la Confederaciones y la Copa de Oro, el seleccionado mexicano no dio una, estás eran las pruebas para que el aficionado se sintiera confiado y pasó lo opuesto, una total desaprobación y nula fe en el equipo nacional.

Esto aunado a los partidos de “preparación” en Estados Unidos que solo sirven para enriquecer a la federación y a los patrocinadores. El partido de despedida en el Estadio Azteca, trajo dos cosas, el grito de “fuera Osorio” y que ciertos seleccionados fueran fotografiados en tremenda fiesta con escorts al termino del juego contra Escocia.

 

Todo esto sin duda merma a la afición, y no siente el mundial, yo no siento a la gente emocionada o ansiosa de que empiece, hay un sentir pesimista, y cómo negarlo, cada 4 años hay una fe, de ser los mejores en algo, el país necesita estos triunfos para sentirnos un poco mejor, no somos un país que está en vías de mejora, no al menos con ninguno de los candidatos, el futbol es el deporte nacional, el que más se apoya e invierte y es el que menos retribuye a la afición.

Si hoy no hay el apoyo, al menos en el país, es por muchas cosas, la principal, que los futbolistas, cuerpo técnico y federación, no les interesa la afición, ya cumplieron con estar en el mundial.